2013/03/12

Las mejores series que no estáis viendo (I)

Unas líneas mal redactadas de series que disfruto mucho y que merece que se hable más de ellas. A ver si así consigo picaros el gusanillo y que veáis una o dos de ellas. Y que luego se la recomendéis a alguien más. Y así.



Gravity Falls es lo último en animación de llegar de Disney Channel, la cadena que parió la aclamada Phineas y Ferb (y me atrevería a decir que todos sus fans disfrutarían con esta serie). Es una pena el maltrato que le están dando a su emisión sobre todo cuando estamos ante una serie tan divertida. Las aventuras de Dipper, Mabel y toda la fauna del Mystery Sack son geniales. La serie juega ha jugado con elementos fantásticos más de una vez, pero como nadie se sorprende por su presencia, nosotros aceptamos barco. Y lo mejor es que pese a llegar solo una quincena de episodios, ya están creando una mitología propia de la serie y es como si conocieramos de toda la vida a los personajes. Y in my opinion, no ha  fallado ni un solo capítulos, los habrá que me gusten más o menos, pero de notable para arriba todos ellos. Y por favor, tienen las mejores voces: Jason RitterLinda CardelliniKristen SchaalAlex Hirsch (que además resulta ser el creador de la serie)...
Y su cabecera, aparte de ser genial, anima con solo escucharla.


Raising Hope es ahora mismo la mejor comedia en emisión. Y punto en boca. Y ni mi amor incondicional por Leslie Knope y sus Parks and Recreation puede decir lo contrario.
El nivelazo que ha conseguido Hope y su familia en esta tercera temporada que acaba su emisión en un par de semanas es insuperable. Si en la primera temporada pasaron del humor zafio (que funcionaba como gag pero a largo hubiera resultado cansino) a ir desarrollando una dinámica familiar muy unida, en esta temporada han terminado de consolidarlo. Usan tramas normales de cualquier sitcom familiar, llevándolas a un absurdo que funciona dentro del universo propio de la serie y de esa familia, y sin volverse sentimentales, nos dan una buena lección de lo que significa ser una familia, o mejor, ser la familia Chance (el episodio dieciocho, Arbor Daze, me parece que muestra tan bien eso que os digo. 
Como añadido, nos hemos encontrado a la fauna de My Name is Earl pululando por ahí en varias ocasiones, y en esta temporada hemos tenido un capítulo reunion en el que aparece todo el cast de aquella marravillosa serie de Greg Garcia con un montón de referencias que han hecho que la eche de menos, maldiga su cancelación y me den ganas de revisionarla. 


Acabo con la última joya de la FX (que parió mi adorada Louie y la absurded de Archer entre otras muchas cosas), Legit. Bueno, quizá es pronto para llamarlo joya pero es un diamante en bruto que tenemos que ir puliendo. El protagonista de esta serie es Jim Jefferies, un comico australiano que no conocemos por aquí, y que dedice volverse legitimo (de ahí el título) empezando por hacerle un favor a su amigo Billy, que sufre distrofia muscular. Esto solo sirve de excusa para que estos dos, más el hermano del último, Steve, se junten. Y este curioso trío me ha sacado ya una buenas carajadas. 
Su dinámica de grupo está muy bien conseguida, y entre ellos se diferencias bastante como para que salgan gags jugosos de tramas simplonas. El 1x05, Justice, en que tienen que ir a juicio para declarar contra unos tipos que entraron en su casa pensando que eran traficantes de droga, es simplemente perfecto. Y estamos viendo evolucionar ligeramente a los personajes con pequeños detalles aquí y allá. Yo veo a Legit como una buena heredera futura para Louie, que espero que con el tiempo levante al menos la mitad de pasiones de esta última. Confien en FX y en mi criterio (pero mejor en lo primero, que así si nos les gustan no me echan las culpas a mí).

2013/03/05

Switched at Birth goes silent y vosotros seguís siendo gente sin criterio que no la ve.


Switched at Birth se estrenó en verano de 2011en ABC Family y partía de la premisa de que dos adolescentes de backgrounds diferentes descubrían que habían sido intercambiadas al nacer. La familia de Bay Kennish (Vanessa Marano)2 y Daphne Vasquez, (Katie Leclerc), que es sorda, se conocían y se les ponía el mundo patas arriba. Lógicamente, al principio la serie giraba bastante en torno a ese intercambio (incluyendo un juicio contra el hospital por negligencia) pero poco a poco las tramas familiares y personales se fueron imponiendo sin que nos dieramos cuenta. A estas alturas de la serie, la premisa resulta una excusa (un macguffin en terminología seriéfila de esa que me hace parecer tan pedante en la vida 1.0) para que estos dos personajes se conozcan y puedan contarnos todo lo que viene después.

Y estoy escribiendo esto porque ayer noche se emitió en USA el capítulo 2x09 titulado Uprising que ha hecho historia en la televisión al ser el primer capítulo en emitirse enteramente en lenguaje de signos. Ya habíamos tenido gran cantidad de escenas rodadas en lengua de signos (a partir de ahora la llamare ASL, por sus siglas en inglés) pero rodar un episodio entero en ASL, aparte de suponer un hito, daba una muy que interesante perspectiva a los que no somos sordos. 
Y además no podían haber elegido mejor momento para hacerlo, ya que en estos últimos episodios se estaba lidiando con los recortes de presupuesto para la Escuela para Sordos Carlton donde parte del cast (incluyendo a Daphne y más recientemente Bay) acude a clase. Cuando la junta directiva de la escuela decide cerrar la escuela, sus alumnos deciden encerrarse en el instituto bajo el lema Take Back Carlton para luchar por sus derechos y por el sitio que ellos consideran su casa. Y por tanto, un episodio enteramente en ASL resultaba muy oportuno a la vista de estos acontecimientos. Excepto la primera escena y algo de música a lo largo del episodio, el resto estaba completamente en silencio, lo que resultaba extraño. 
Hay una escena del episodio que me ha gustado mucho, en la Daphne entra en casa de los Kennish, activa la alarma sin querer y de repente vemos aparecer en la cocina a toda la familia Kennish visiblemente alterada. Al no oír nada, tenemos la misma reacción de sorpresa y confusión que Daphne. Como alguien dijo al principio del episodio (Travis si no recuerdo mal), hasta que los que oímos no experimientemos lo que es no poder escuchar nada, no entederemos como se sienten ellos, lo que hace que este episodio sea un logro aún mayor ya que consigue eso. Cuando los problemas aparecientos en Carlton, las diferencias y rencores entre sordos y escuchantes salieron a relucir, pero la serie ha tenido la muy buena mano de dar argumentos racionales a ambas partes y de tratar todo el conflicto muy bien. Pero este episodio sirve para ponernos en la piel de los chicos sordos y eso es muy importante. Por ello, creo que el episodio debería verlo todo el mundo, vea la serie o no. 
Y debería mencionar a Melody, ya que aparte de ser un personaje muy interesante, esta interpretada por Marlee Matlin, quién tomó parte en la protesta Deaf President Now de la universidad Gallaudet, que a su vez inspira la protesta de la serie. Estos detalles enriquecen la serie, aparte de dar a conocer un evento que es muy importante en la comunidad sorda pero que el resto del mundo no conoce. 

Otro día, si venzo la pereza, os hablaré de las muchas virtudes de SaB, pero ya os animo a que dejéis los prejuicios de serie adolescentes y ABC Family y le deis una oportunidad a esta serie que ha sabido y sabe llevar tan bien los conflictos adolescentes y adultos, que trata un abanico de tramas amplio e interesante y que tiene a los personajes tan bien engranados. A día de hoy, es una de las series que más espero semanalmente y cada vez me gusta más. Y si no se fían de mí, vayan al twitter de @BabyCatFace_ que se encarga todas las semanas de recomendarla.

1La primera temporada duró treinta episodios y se emitió en tres tandas en una de estas mainobras extrañas de la ABC Family. 
2Odiada por ser la hija de Luke en Gilmore Girls. FYI, a mi no me caía mal, de hecho, a quién no soportaba es a su madre.

2013/02/27

La experiencia del Cine a Ciegas: Pitch Perfect por mi cara bonita

Primero de todo, ¿que es el cine a ciegas? Pues bien, es una nueva iniciativa que consiste en que vas al cine sin saber que vas a ver. Que no es lo mismo que la gente que va al cine, mira los cartelitos de las películas que echan y se mete a ver Los Miserables pensando que es una de miedo (me fascina que haya gente capaz de no saber meterse en internet y buscar la sinopsis de una película, y más siendo una de las que más se hablado en los últimos meses).  En fin, esto consiste en que hasta que no te sientas en la butaca y empieza la proyección no sabes que vas a ver. 

Los del Yelmo Cines decidieron invitarme a una entrada doble para un pase a ciegas en Mordor (si, Mordor tiene cine, ¿a que esa no la habéis visto venir?). Invite a la señorita @Cristalizados para que hiciera un pausa en su segundo de bachillerato enfurecido (que sufrido es ser estudiante, no sabéis nada). A nosotras no vinieron a buscarnos en limusina sino que teníamos que ir a pata hasta los cines. Una vez allí por no haber no había ni alfombra roja, ni paparazzis sacándonos fotos ni chicas con máscaras verdes. Lo bueno es que tampoco había carteles ni nada que nos diera una pista de lo que íbamos a ver. 

Entramos pues a la sala, nos acomodamos y a las ocho y media empezó la película, que no era otra que Pitch Perfect (aquí traducida por Dando la Nota), que se estrena en este país el próximo 8 de marzo. La sala estaba medio llena y la gente respondió bien a la película aunque no hubo nadie que se atreviera a hacer karaoke en alguno de los números musicales (yo en la soledad de mi casa donde solo me ven hacer el ridículo mis gatos lo doy todo). 



Desde que conocí esta iniciativa, tenía ganas de probarlo, y la experiencia no decepcionó. Que te inviten de gratis siempre es bueno, pero además vi una película que de otra manera no habría visto, y con la que pasé un buen rato. Los 112 minutos que duraba se pasaron en un suspiro, me reí bastante y los números musicales le subirían el ánimo hasta al Grumpy Cat. El único punto negativo es que la película estaba doblada (esto es Mordor, no lo podemos pedir peras al olmo) y al principio chirriaba mucho, es lo que tiene esta acostrumbrada a verlo todo en v.o. Pese a todo, al rato te pseudo-acostrumbrabas y te olvidabas del tema. 

¿Repetiría? Pues problablemente sí, aunque en v.o. Me parece una buena solución para cuando vas con el grupo de amigos (aunque yo no tengo de eso) al cine y no hay manera de poneros de acuerdo de que ver.